• ecoHuelva

Paraje Natural Los Enebrales - un paraíso natural

Actualizado: 24 de may de 2020

A tan sólo quince minutos de la ciudad, en el pueblo pesquero de Punta Umbría, nos encontramos con un paraje único: Los Enebrales.


Este espacio de excepcional valor natural y paisajístico, cuenta con 162 hectáreas que pueden descubrirse a través de un carril bici de tres kilómetros longitud que recorre paralelamente todo el paraje y por medio de seis senderos de madera que discurren hasta la magnífica playa de Punta Umbría. Lo que gran parte de sus usuarios no saben, ya sean viajeros como personas del lugar, es que ese pedacito de naturaleza tiene un gran valor medioambiental.


Paraje natural Los Enebrales

La riqueza biológica del paraje puede observarse en cuatro zonas en banda bien diferenciadas, donde se encuentran especies de flora y fauna distintas, dependiendo del lugar:


- En la banda más próxima a la línea de costa se localizan las dunas embrionarias, que son arenas móviles con poca vegetación, entre la que destaca el barrón y el lirio marítimo. Le siguen las dunas secundarias, que presentan una mayor densidad de vegetación capaz de fijar la arena y diversidad de especies, entre las que destacan la retama, el romero o el regaliz de mar el cual impregna a la zona de un característico perfume.


- Más al interior se encuentra el enebral-sabinar acompañado por el pino piñonero. La variedad de los arbustos está dominado por especies de matorral mediterráneo como el lentisco, el romero, el torvisco, la jara morisca y el palmito.


Entre la flora de la zona se encuentra una mezcla de enebros y sabinas, siendo una formación escasa en el litoral andaluz. El enebro costero es sin duda, el elemento que fue más responsable de la declaración de paraje natural de este espacio protegido, ya que en él se localiza una población aproximada de unos 300 pies de enebros marítimos, bien conservados. Lo que la hace ser la mayor reserva de la provincia de Huelva tras la existente en el Parque Nacional de Doñana.


Bosque mixto de enebros y sabinas acompañado por el pino piñonero

La fragmentación del enebral costero en el litoral andaluz es lo que llevó al enebro a ser incluido en el Libro Rojo de la Flora Silvestre Amenazada de Andalucía como `Especie en peligro de extinción´ y en el Catálogo Nacional como especie críticamente amenazada.

Cabe resaltar la presencia de Gaudinia hispánica, una especie única existente en los enebrales y en Doñana, la cual es una de las “Especies vegetales de interés comunitario para cuya conservación es necesario designar zonas especiales de conservación”.


Respecto a su fauna, destaca la presencia de reptiles como la lagartija colilarga, la lagartija colirroja, el lagarto ocelado, y también se encuentran especies de fauna de gran interés: el camaleón (Chamaeleo chamaeleon), como especie más sobresaliente dada la escasez de sus poblaciones en nuestra provincia.


Chamaeleo chamaeleon en su habitat. Fotografía: cortesía de José M. Caraballo

En cuanto a aves, cabe reseñar las paseriformes como el carbonero común, la curruca capirotada, la curruca rabilarga, el herrerillo común, el verderón común, el jilguero, el rabilargo, la urraca y la abubilla, entre otras. Y ya en la playa, los animales más comunes son las gaviotas, pero también podemos encontrar charranes, charrancitos, correlimos, ostreros, etc.… y después de temporales aparecen varadas ballenas como el rocual marino, la yubarta u otras maravillas como son la tortuga boba, delfines comunes y listados o foca de cascos.


Los Enebrales de Punta Umbría fueron declarados Paraje Natural en el año 1989, y de esta forma se establecen las medidas adicionales para su protección. Es zona LIC (Lugar de Interés Comunitario), relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y la flora silvestre.



Enebro costero. Fotografía: cortesía de José M. Caraballo

Como hemos visto, el Paraje Natural Los Enebrales, es una de las muestras de bosque Mediterráneo mejor conservado de España. En él nos encontramos una gran variedad de especies animales y vegetales, de las cuales muchas de ellas protegidas. Es por eso que es sumamente importante el cumplimiento de las normas y las señalizaciones de dichos caminos, con el objetivo de preservar la

integridad de este hermoso paraje único entre las normas que debemos cuidar son:


- Mantener el silencio para no alterar a los animales.


- No arrojar basuras para respetar el medio ambiente


- No salir del camino marcado, hay plantas y árboles protegidos que no deben ser pisados así como madrigueras de animales.


Los enebrales son cruzados por miles de personas cada año por los accesos a sus playas. Es ideal para pasar un día destinado a actividades deportivas o simplemente para pasear y disfrutar del bonito paisaje y sus hermosos atardeceres. Es una sensación que merece la pena vivir, ya que nada más entrar te embauca un agradable olor y puedes ver los rayos de sol atravesando las copas de los árboles. Ni que decir tiene que es un perfecto lugar para ver un hermoso manto de estrellas. Sin duda un escenario muy cinematográfico.


Atardeceres únicos en un paraíso natural

Toda esta mezcla de sensaciones hace entender la importancia de este microclima que se genera, que se hace patente desde que entras en el camino, ya que puedes notar como cambia la temperatura y la humedad en el interior. Estas sensaciones, hacen consciente al observador de la importancia medioambiental de este paraje natural y su necesidad de conservarlo.


Desde ecoHuelva queremos recalcar que es necesario cumplir con las medidas por el mantenimiento de este lugar tan singular y disfrutar de él sin ponerlo en peligro.


Es nuestro deber no dejar una huella negativa en nuestro paso por este planeta y conservarlo para nuestro futuro.



48 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo